Tesis-Antítesis

octubre 30, 2008

De internet, sirenas, morfinas, virus y radiografías

He tenido al blog un poco olvidado, no sólo porque llevo un par de semanas fuera (a estas alturas hablar del congreso de la AoIR sería poco periodístico y de todas maneras ya todos mis compañeros dijeron algo más interesante que lo que pueda decir yo) sino porque a mi computadora de la oficina le entró un virus tremendo y porque he tenido inmovilizado el brazo. En cualquier caso lo curioso es que mientras algunas personas debatían en Dinamarca sobre si el online y el offline, yo no podía hacer nada online porque mi brazo estaba completemente off the line (chiste malo causado por el abuso en el consumo de ibuprofeno). Rebobino, el primer día de mi visita a Copenhague para el congreso, me resbalé intentando ver el monumento más famoso (y menos bonito hay que decirlo) de toda Dinamarca: la sirenita. Me resbalé con una piedra mojada y caí estrepitosamente mientras los turistas seguían tomando fotos sin querer enturbiar sus vacaciones con la desagradable visión de un mexicano retorciéndose del dolor a sólo unos pasos de la escultura estrella de la visita por la ciudad. Afortunadamente Elisenda (y un taxi) estaban lo suficientemente cerca como para que 20 minutos después pudiera llegar con mi dolor a un hospital que recuerdo como extraordinariamente amable. No haré halago de falsa valentía, el dolor era más fuerte que yo y sólo con ayuda de unos caballitos de morfina pudo calmarse lo suficiente como para que me tomaran unas radiografías y me recolocaran el hombro. En fin, que no disfruté la conferencia (excepto en ciertos momentos, no sé si de lucidez o de estados alterados de conciencia). Una de mis presentaciones dejó mucho que desear (aunque la otra creo que fue más que decente). Historia que sirve para dos fines; para “justificar” ante mis cientos de lectores (¿no hay un emotícono para ironías?) el tiempo transcurrido y para dar pie a mi primer post con una luxación (el lunes comienzo rehabilitación pero ya por lo menos puedo poner la mano sobre el teclado y escribir un poco).

Hoy fui al médico (uno más, éste, según dicen, especialista, traumatólogo). Los médicos cada vez se parecen más a los cajeros de los supermercados, la misma mirada ausente, el mismo tonito de “¿encontró todo lo que buscaba?”. Es curioso cómo esto de aprender a ser investigador hace que se sensibilice la mirada. Por ejemplo, me di cuenta que sólo me miró una vez a mí mientras que no despegó los ojos de la pantalla del ordenador (y vio 3 veces la de su flamante Iphone 3G que tenía sobre la mesa). Ahora viene la reflexión de fondo: el doctor miró muy por encima mi radiografía, concentrándose en ella y no en mi hombro. La radiografía pasó a ser, no ya la representación de mi sino la síntesis de la relación que tuvo conmigo en esos minutos que duró la consulta. Yo me convertí en la imagen de un hombro y en ello se concentró toda mi humanidad. La radiografía no habla del dolor que siento, de lo incómodo de no poder mover el brazo, de cómo me deja el estómago la medicina, en un estricto sentido me deshumaniza y me muestra sólo como un conjunto de datos para dar un diagnóstico. Cuando la sociología visual se encuentra con el Dr. House o algo por el estilo. En fin, estoy muy cansado y un poco mareado así que mi comentario sobre el libro que estoy (intentando) leyendo quedará para después, eso sí, les dejo mi luxación como homenaje al uso de la imagen más allá de la fotografía. El hombro del tesista:

About these ads

9 comentarios »

  1. Este… ¡bonitos huesos!

    Mejórate :)

    Comentario por ismael — octubre 31, 2008 @ 8:02 am | Responder

  2. Que dramático eres!!

    Comentario por Lulu — octubre 31, 2008 @ 11:18 am | Responder

  3. Jajaja, gracias Ismael, pero esos, casi todos los tenemos iguales ;)
    Lulú, ¿qué quieres que haga? !!Soy mexicano!!!!

    Comentario por Tesista — octubre 31, 2008 @ 12:55 pm | Responder

  4. bones, dramático,… joderrr!!! tus lectores te tienen “calado”, ya ni la “lástima” vende :jajajajaja

    cuídate ;)

    ciao!

    Comentario por rub3n — octubre 31, 2008 @ 5:45 pm | Responder

  5. ¡Qué pronográfico! jejeje. Mal pez que te hayas dado en la tuya. Por otro lado la foto de tus huesos, me hizo pensar en tí como muy ad hoc a las festividades del día de los fieles difuntos.

    Un abrazo grande, grande amigo E.

    Que mejores.

    Comentario por Jorge — noviembre 4, 2008 @ 2:10 am | Responder

  6. Jajaja, gracias mi buen George, espero todo vaya bien por el universo musical, por cierto, ¿no conoces a alguien que me debía “Nada”? :P

    Comentario por Tesista — noviembre 5, 2008 @ 7:15 pm | Responder

  7. [...] me insistieron pero en donde no tenía nada que decir). Incluso en algún congreso terminé damnificado y drogado por prescripción médica (esto no tiene nada que ver pero como estoy haciendo revisión de estos [...]

    Pingback por El testamento de un ex-tesista (III) Sobre las disciplinas « Tesis-Antítesis — junio 17, 2011 @ 11:10 am | Responder

  8. [...] “compas” de sus vicisitudes de tesista atolondrado (solo a él se le ocurre resbalar y dislocarse un hombro ante la Sirenita…)… 6 años de trabajo y de sueños. Estoy contenta porque me parece una bonita forma de [...]

    Pingback por extesis – postesis | mediaciones — julio 8, 2012 @ 1:03 am | Responder

  9. [...] de sus vicisitudes de “tesista” atolondrado (solo a él se le ocurre resbalar y dislocarse un hombro ante la Sirenita…)… 6 años de trabajo y de sueños. Estoy contenta porque me parece una bonita forma de [...]

    Pingback por extesis – postesis | mediaciones — julio 8, 2012 @ 1:12 am | Responder


RSS feed para los comentarios de esta entrada. TrackBack URI

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

El tema Rubric. Blog de WordPress.com.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 27 seguidores

%d personas les gusta esto: